24 feb. de 2011

Velando nuestro cadáver

Este 23 de febrero se cumple un año de la muerte de Orlando Zapata Tamayo tras padecer en huelga de hambre por unos 86 días. La prensa oficial se apuró a decir entonces que sólo había caído un mercenario más al servicio del imperio. Pero no todo el público sometido a esa propaganda lo vio así, incluso algunos comunistas confesos dejaron traslucir su perplejidad en comentarios que circulaban por la red de correos: ¿se puede dar la vida, insensiblemente, a cambio de dinero?

El viejo discurso de descrédito contra la disidencia, contra las diferencias, seguía transmitiendo el clásico patrón de pruebas: todos los “otros” carecerían supuestamente no sólo de razón, de motivaciones verdaderas, sino del más mínimo ideal o altruismo. Aunque ahora la deuda con la lógica dejaba a ese discurso sin asideros. Esta víctima era distinta, había cruzado el inmenso umbral de dolor de todo un pueblo hasta entrar en la muerte, yendo en andas de su propia y recia voluntad, allí donde los cubanos por cuestión de su cultura e idiosincrasia no van a cobrar o pedir, sino a ofrendar, a darse a sus semejantes. Aquella visión caricaturesca de disidentes masoquistas, además de títeres, que se buscan el ostracismo y la represión por unos cuantos caramelos que les lancen desde afuera, no parecía ni remotamente ajustarse al caso. Zapata lo dio todo, dio —y aquí este verbo adquiere plena significación— la vida.

El poder absolutista, que siempre ha mostrado rigidez cadavérica, no se permite siquiera en teoría un actor social que disienta legítimamente. Una persona al parecer pierde su más elemental condición humana cuando cuestiona o pone en entredicho ese poder vertical, obteniendo la exclusión que se reserva al monstruo, así el himnario revolucionario está lleno de términos deshumanizantes como “gusano”, “escoria”, “grupúsculo” con que a lo largo de la historia en Cuba se ha institucionalizado el pánico a las disconformidades.

Cabría preguntarle a ese mismo tribunal de censores impolutos, cuál es el prototipo de un disidente que hayan previsto, si es que le concedieran a la vida el derecho a la duda, a que quienes optan por vivir puedan creer que sea insostenible o imposible un modelo social monolítico. Ya que de la rica realidad y de las contradicciones ideológicas no parece emerger a la palestra nacional un antagonista digno de mínimo respeto, alguien a quien se le permita disfrutar el mismo espacio sin ser estigmatizado, entonces, dándole la palabra al juez que no acepta las partes: ¿hay algún tipo de oponente, a priori, aprobado? La persona que rete auténticamente al poder y sus axiomas ¿qué trámites debe seguir, qué condiciones cumplir, al menos en el papel, con tal que no se haga merecedora de castigos y calificativos propios de las ratas? Pero no. La misma compleja realidad y la historia nacionales, traen la respuesta: no está previsto. En una Revolución supuestamente más sagrada que la existencia de las personas a quienes alcanza en su torbellino, donde los medios se trastocan con los fines, sencillamente un buen ciudadano o es “revolucionario” o empieza a dejar de ser un ciudadano.

Se acorrala y aplasta “alimañas” con el pretexto de evitar el daño en los seres humanos o la comunidad. Al negar como individuos las razones o sinrazones del Estado que fuerza a una norma de convivencia degradante ¿cuál marca de diferencia nos queda, de humanismo tácito, en el límite, que nos evite confundirnos con las deformidades ciegas y asesinas que ilustran el bestiario oficial? Herirse a sí mismo, consiste en la prueba de actitud extrema, también casi la única a que puede acudir una persona acorralada y aplastada ya, para argumentar sobre su inocuidad y sus derechos humanos: actos como apartarse del rebaño llevado al seguro redil, la renuncia, el ayuno o el trágico suicidio... Zapata cruzó esos límites. Claro, tampoco fue suficiente: voceros oficiales lo catalogarían de perverso. Sin duda, se convirtió en un mártir.

Continúa la historia empezando donde mismo. También este 23 de febrero ha querido el azar que sea el cumpleaños de Pedro Argüelles, uno de los pocos presos que quedan de aquellos 75 condenados en la primavera de 2003, a pesar de que a mediados del año pasado el gobierno se comprometió a liberarlos todos a más tardar en noviembre de ese mismo año. Para esta fecha, por tanto, Argüelles había planificado su día de visita que le corresponde cada mes y medio aproximadamente. Yolanda, su esposa, tenía preparadas las jabas con lo que iba a llevarle, cuando recibió su llamada: decidía renunciar a esta visita, para pasar su cumpleaños en completo ayuno, como homenaje a la memoria de Orlando Zapata. Quien de nada dispone, aún halla una manera de fortalecerse y expresarse cívicamente, quitándose lo poco que dejan a su alcance.

Yolanda deberá esperar otros 45 días para ver al hombre que ama y del que se siente orgullosa. Con “Apátridas” suele englobarse a la disidencia pacífica, sinónimo aquí de traidor y monstruo. Argüelles ha visto prolongarse su encierro incluso más allá de la promesa gubernamental, hasta llegar a este día en que coinciden su cumpleaños y el primer aniversario de la muerte de Orlando Zapata, precisamente por rechazar la única condición que hasta ahora le han puesto para salir de la cárcel: abandonar su patria.

Estamos velando nuestro cadáver y, al fondo del futuro cavernoso, tiembla una llama, una idea mucho más sobrecogedora que los ojos abiertos de un hombre sin vida: el ánima en pena de la patria “con todos y para el bien de todos”.

12 comentarios:

  1. Hermoso. No tengo otras palabras.
    Gracias Francis por este bello homenaje a esos dos grandes hombres.

    ResponderEliminar
  2. Pase el dia entero hacer una traduccion de Velando nuestro cadaver en ingles para HemosOidos. Fue un placer y un honor, gracias maestro Sanchez por sus bellas palabras. Espero leer mucho mas de usted.

    ResponderEliminar
  3. Quien lee tus textos y desconoce tu esencia, quizás pudiera trastocarse en tu locura, la misma que te conduce al desvarío una y otra vez en esa cotidianidad cubana que tanto desdeñas. Pero esa levitación de tu mente, que a veces dudo, no alcanza para dejar de alimentar tu ego. El absolutismo no es privilegio de quienes acusas, también te pertenece, al borrar de tu página los comentarios negativos, aquellos que no portan albanzas y elogios edulcorados con los interes de quienes te siguen porque cada uno de tus textos les regala lo que quieren oír. Bienvenido, acabas de subirte a la cuerda de los absolutistas, tan tensa como los debates acerca de objetividad; sólo una diferencia: ambos miramos desde estremos diferentes.

    pd: me llama la atención que cierto número de premios en los últimos años han quedado SÓLO entre DOS PERSONAS: TÚ y de Tu esposa,AHHH PERDÓN ALGUNA VEZ LE HAN DADO ALGUNA OPORTUNIDAD A TU HERMANO. Sobre todo porque ILEANA, tu amante señora a quien has querido matar, es la editora principal. Qué coincidencia!!!

    ResponderEliminar
  4. De verdad, muy bien escrito y debe ser muy bien pagado por la Oficina de iNTERESES. QUÈ BUSCAS? eCONTRaRTE CON aRZOLA o Raùl Rivero o competir con yanny sanchez?

    ResponderEliminar
  5. Hijo de personas muy humildes que lo poco y lo mucho se lo debe a esta imperfecta Revoluciòn haciendole el sucio juego a sus enemigos. Que Dios te bendiga

    ResponderEliminar
  6. Una inquietud? Este blog lo tienes desde la biblioteca de ciego de avila? Increible, que te l a paguen los enemigos d e la Revoluciòn pues de seguro formas parte de su nòmina de asalariados. Una cosa es estar en desacuerdo con realidades y proyecciones d e la revoluciòn y otra es estar del lado de los qu e la odian. Y y tù estas en esa acera.

    ResponderEliminar
  7. Ya comienza la carrera de descrédito contra a aquellas personas que disienten, que apenas intentan exponer libremente sus criterios. Qué paìs es ese que antes comentarios tan lúcidos, tan elegantemente escritos, tan humanos, otros se atreven en un lenguaje soez, barato, evidentemente pagado, a embarrar de lodo al hombre. No tienen razones, no c... para contrariar las ideas y entonces recurren a intentar falsear la imagen del ser humano. Comienzan los lacayos, doban la testuz ante un rñegimen totalitario que invalida la mñas mñinima libertad de oponiñon y entonces recurren al viejo mñetodo de la prensa amarillista, que tanto han criticado, de desvirtuar la imagen del ser humano. Ese truco ya no funciona. Quñe miedo atroz le tienen a las ideas. uándo un régimen ante comentarios como esto tiemblan, no lo duden es que se estña tambaleando. Como tampoco duden, que para personas como este hombre en las nubes, se abrirán las nuevas alamendas del futuro, pensadas con todos y para el bien de todos.
    Vade retro, lacayos de la estadocracia caribeña.

    ResponderEliminar
  8. Ya comienza la carrera del descrédito, como no pueden con sus verdades, ni la elegancia de su prosa, atacan, ahora, al ser humano, lo intentan de embarrar del lodo en el que normalmnete viven. Vade retro, lacayos del un totalitarismo decadente, que intentan aplastar la más minima opinión contraria. Su viejo método de prensa amarillista, no funciona en el nuevo siglo de la tecnología, tiemblen que la Internet ha hecho sus fisuras y derribirá los muros. Para hombre como Francis se abrirñan las alamedas de un país con todos y para el bien de todos.

    ResponderEliminar
  9. Gracias Francis por ese homenaje que usted ha hecho a un hombre sencillo y valiente como lo fue, Zapata Tamayo capaz de ofrecer su vida por un ideal. Resalta ademas la actitud de Pedro Arguelles. Me siento contento que aun en mi querida Cuba hayan jovenes como usted y muchos otros que son capaces de tener ideas propias.He sabido de usted porque Ernesto lo tiene como referencia en su blog.
    A todos esos seres despreciables que entran para desacreditarlo es mejor ignorarlos, sabemos que estan en todos los blogs que hablan del regimen cubano, esa es la ultima tarea que papa fidelito le ha dado a todos esos seres sin criterio propio, donde el regimen le tiene por mas de 52 anos los pies sobre el cocote y siguen adulando a su represor. Cuba sera libre para todos los cubanos de adentro y de fuera para que puedan vivir en paz y armonia sin tanto odio.

    ResponderEliminar
  10. Cuando esta noche veia Las Razones de Cuba y vi tu blog entre los agraciados por los enemigos d e la Revoluciòn, en verdad no pense en tu origen humilde, en tu obra que pronto, lamentablemente, perderà su sustento popular y como Arzola, lo recuerdas, pues nadie se acordarà de ti, pero de seguro que como èl podràs alcanzar tu boleto al exterior. En verdad, es un lamentable precio.
    No pense en ti, recorde a un periodista del que ya nadie se acuerda ni quizas tu hermano Fernando. Jorge Proenza, preguntale, extremista de izquiera, pero con tremenda cultural general y excelente periodita que clandestinamente volò a los Estados Unidos pero mantuvo su dignidad y prefiriò morir vendiendo en un comercio que ejercer su buen periodismo al servicio de los mediocres y traidores de Miami, como lo hicieron otros de sus colegas de menor valor profesional.
    Por eso siempre le recuerdo, aunque ya ni la mayorìa ni la minoria de sus compañeros de Ciego de Avila lo tengan presente.
    Te digo, respeto tus criterios. Pero llegarà el momento que nadie se acuerde de tu obra y premios.

    ResponderEliminar
  11. Aquí os dejo el enlace de una herramienta para luchar por la libertad. http://es.scribd.com/doc/51213614/WordPress-Yoani-Sanchez

    ResponderEliminar
  12. UCP "Manuel Ascunce DomeneCh"8 de abril de 2011, 12:03

    Respuesta martiana de profesores y estudiantes de la Universidad de Ciencias Pedagógicas " Manuel Ascunce Domenech".
    "No es bueno dejar una injuria por el aire"
    "(...)será inmortal el que merezca serlo"
    "Hermana infame es la mentira de la culpa"
    "¡Que terrible enemigo para el logro de la virtud es la desesperada necesidad del dinero!"
    "El dinero fácil quebranta la espina (...)"
    "Dios no oye a los viles (...)"
    "(...) va para vil quien comercia con vilezas"
    "Villano es villano, y más villano cuando su amo y su rey lo condecoran"
    "La ingratitud es como un pozo sin fondo (...)"
    "Por un indigno hay cien dignos"
    "Las oscuridades de la mente entorpecen las palabras, que salen turbias y desmayadas a los los labios"
    "Si una traición te inquieta, castígala y olvídala, que hace daño acordarse de un traidor"
    "La dignidad propia se levanta contra la falta de dignidad ajena (...)
    "La dignidad nunca se muere"
    "La grandeza está en la verdad y la verdad en la virtud"
    (...) si la verdad falta a su voz, la palabra, como un vano cohete, caerá apagado a la tierra, en el silencio de la noche"
    "(...) la verdad quedará dicha, porque reposa en el fondo de los actos humanos (...)"
    "Contra la verdad nada dura(...)"
    "La verdad está ante los ojos, y el hombre entero oye la verdad"
    "La vida tiene sus bestias y sus fieras,-sus pavos reales y sus águilas (...) -y sus gusanos"

    ResponderEliminar